Notas sobre el ‘neoliberalismo’.

Demonizar a un sistema económico sin tomar en cuenta las realidades del contexto, a fin de ganar adeptos para luego tomar el poder, confirma en sí la superioridad del liberalismo ideológico, ya que desde esa libertad se ha dejado competir a eso que “moralmente” se le considera bueno.