Carta abierta al Padre Idiáquez, rector de la UCA.

Carta redactada y enviada por estudiantes de la Universidad Centroamericana consternados por los constantes abusos y ataques del Movimiento Feminista y asociados dentro del recinto universitario.

Managua, Nicaragua
VII de marzo, AD 2022

Padre José Alberto Idiáquez Guevara, S.J.
Rector de la Universidad Centroamericana
A su despacho

A través de la presente, queremos expresarle nuestra preocupación con una problemática que, desde hace tiempo, ha venido empeorando en el seno de la Universidad que usted encabeza y cuyo abordaje consideramos necesario. Una serie de sentimientos anticatólicos, de retórica y tendencias violentas, se han esparcido por la universidad y han llegado a justificarse como una corriente intelectual, cuando en verdad atentan contra los mismos valores sobre los que se funda nuestra Universidad.

Fundamentándose sobre estas ideas, miembros de la comunidad universitaria han promovido el odio en contra de inocentes por razón de su sexo, religión y opiniones políticas, violando así el Artículo 169 del Reglamento Académico de Grado, que compromete a la promoción y el mantenimiento de «un ambiente sano y respetuoso en la comunidad universitaria, libre de discriminación, exclusión o preferencia fundada en la raza, la religión, la edad, el color, el sexo, la identidad sexual, la orientación sexual, las opiniones políticas, la posición económica y social»; y han arremetido en contra de las instalaciones de la universidad, incumpliendo el compromiso establecido en el Artículo 5, inciso (l), del Reglamento Académico de Grado, que establece el deber de la Comunidad Universitaria a «cuidar y usar adecuadamente las instalaciones… los equipos y el mobiliario de la UCA, y responsabilizarse de los daños que pueda causar».

Así mismo han calumniado e injuriado públicamente a otros miembros de la comunidad universitaria, acusándoles de delitos sin pruebas y sin proceso judicial, tanto del estudiantado como del profesorado, incurriendo en una Falta muy grave según la define el Artículo 177 del Reglamento, inciso (b), y además incurriendo en las faltas definidas en los incisos (d), la realización «de cualquier tipo de acoso o agresión en cualquiera de sus manifestaciones y medios a niños, niñas y adolescentes de la comunidad universitaria» y (n), «actuar en contra de los principios y los valores de la UCA». Tales calumnias en muchas ocasiones devienen en acoso selectivo.

Al realizar sus marchas siempre en horario de clase, generan escándalo por todo el recinto, perturban el desarrollo de las actividades académicas y de igual forma utilizan un lenguaje vulgar justificándolo con el supuesto descontento y rabia que les producen sus adversarios.

Quienes militan en esta secta política esperan que pensemos que, con estas acciones de barbarismo, están corrigiendo las injusticias del mundo, pero sólo dejan sueltos sus resentimientos y odios personales disfrazados de posturas intelectuales y heroísmo. Enfáticamente repudiamos sus acciones pero, lastimosamente, las autoridades no nos han respaldado y han tomado una postura permisiva, sea cual sea la razón.

Se acerca el 8 de marzo, fecha que sirve como un hervidero de estas conductas y sentimientos odiosos ante los ojos ciegos y oídos sordos de las autoridades. La blasfemia, la ofensa, la banalización de la vida de los no nacidos, el atropello a la dignidad del hombre y de la mujer como seres que se complementan, la soberbia de elevar a un sexo sobre el otro por cuestionables razones, el anticlericalismo, las actitudes anti-nicaragüenses y anti-sociales, todo eso hemos visto surgir una y otra vez en toda ocasión que el feminismo ha decidido marchar sobre—y no en—nuestra Universidad.

A las «protestas» del 8 de marzo no sólo las motiva un credo político en clara oposición a los valores católicos propios de nuestra institución y nuestra sociedad, sino que también suponen un peligro físico para las instalaciones y los estudiantes que no comulgan con los postulados de esta ideología, así como una amenaza existencial dada la situación del país y la relación hostil del gobierno hacia la Universidad Centroamericana.

Por tanto, y en base al Artículo 187 del Reglamento Académico de Grado, solicitamos la creación de una comisión disciplinaria para que analice estos casos, sabiendo que este tipo de acciones tienen una raíz y es el adoctrinamiento producido en ciertas materias promovidas desde las facultades de la Universidad, en las cuales el alumno está relativamente cohibido.

Si usted, como Rector, no quiere tomar una decisión por temor a que esta sea vista como «autoritaria» o «unilateral» por estos alumnos, entonces le pedimos que, al menos, se dé a la tarea de facilitar la creación de dicha comisión para que estudie el caso, pero en verdad necesitamos que hagan algo al respecto. Urgimos a las autoridades a actuar de una vez por todas para evitar que vuelvan a repetirse tan trágicas demostraciones. Le pedimos a usted, nuestro Rector, que nos escuche en nuestro llamado civilizado al orden.

En particular, nos preocupa que dañen la imagen de San Ignacio y la Gruta de la Inmaculada por identificarlas como símbolos de una cultura que detestan. Le recordamos que el año pasado, mediante las redes sociales, hicieron expresas sus amenazas, las cuales no ponemos en duda que se atrevan a cumplir por lo que ya han demostrado en años anteriores.

No sabemos hasta dónde puedan llegar si nada ni nadie se les interpone en su larga marcha destructiva y eso nos preocupa en gran manera. Ni siquiera usted ni la noble Compañía de Jesús se han salvado de los insultos y los ataques retóricos de estas militantes.

Nuestro llamado es a la prudencia, una virtud católica, pero también a la justicia y el respeto de los valores que hacen tan destacable a nuestra alma máter.

Sin más a qué referirnos, esperamos que esta misiva sea tomada en cuenta y que nuestra casa de estudios no siga alojando conductas tan graves.

Atentamente,

los estudiantes de la Universidad Centroamericana.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s